Taller de proteción contra riesgos químicos y biológicos

Durante el desarrollo de la práctica asistencial diaria del personal de emergencias, a menudo tenemos que manejar pacientes con sospecha de enfermedades infecto-contagiosas, situación que implica necesariamente que sepamos protegernos con nuestros Equipos de Protección Individual, EPIs, siendo para ello necesario practicar la forma de colocarse estos equipos, saber cuando tenemos que ponerlos, cómo los ponemos, como los quitamos y dónde tenemos que desecharlos una vez usados.

Aunque todos tenemos acceso a determinados protocolos y en ocasiones al material necesario, al no ser una situación que se produzca frecuentemente, podemos encontrarnos con que no mantenemos todos nuestros conocimientos, habilidades y aptitudes actualizados, situación que genera cierta ansiedad y que se puede minimizar recordando, repasando y poniendo en práctica dicho protocolo con todos los medios de que disponemos.

Es por ello que realizando estos talleres, intentaremos permanecer al día para que a la hora de tener que enfrentarnos a estas situaciones adquiramos esa seguridad para realizar nuestra práctica asistencial en unas condiciones óptimas.